Palau Centelles
Favoritos

Claro ejemplo del típico palacio medieval barcelonés, la fachada del Palau Centelles es un fiel reflejo del estilo renacentista en el que fue construido. Pese a su gran interés histórico y arquitectónico y al hecho de que se ubique en uno de los lugares más céntricos y concurridos de Barcelona, a pocos pasos de la Plaza de Sant Jaume, lamentablemente el Palau Centelles suele pasar desapercibido para turistas y ciudadanos de Barcelona.

Historia del palacio

Levantado sobre un edificio del siglo XIII, el Palau Centelles se erigió por orden del Barón de Centelles, Lluís de Centelles i de Clariana, entre finales del siglo XV y principios del siglo XVII.

El edificio, que durante sus más de 5 siglos ha pertenecido a diferentes personalidades e instituciones, ha sufrido infinidad de reformas a lo largo de su historia, siendo una de las más destacadas la llevada a cabo en el año 1847 por Josep Oriol Mestres, con el objetivo de adecuar el palacio a las necesidades de la Sociedad Filarmónica de Barcelona, que ocupó las instalaciones del palacio durante algunos años. La reforma incluyó la proyección de una gran sala de conciertos con capacidad para 600 personas y la decoración del palacio con gran cantidad de elementos neoclásicos llenos de simbología musical.

A mediados del siglo XIX los duques de Solferino, emparentados con la familia Centelles, fueron los propietarios del palacio, de ahí que todavía hoy en día también se conozca al Palau Centelles como Palau Solferino.

Después de que en el año 1983 el Palau Centelles fuera designado como sede del Consell Consultiu de la Generalitat de Catalunya se decidió acometer una profunda reforma del edificio, durante la que se proyectaron diversos despachos, estancias y una biblioteca. En el año 2002, dichas obras finalizaron, permitiendo de esta manera recuperar gran parte de estado original del palacio.

En la actualidad

Sede tanto del Consejo de Garantías Estatutarias de la Generalitat de Catalunya como del Instituto de Estudios Autonómicos actualmente el Palau Centelles es un monumento protegido como bien cultural de interés local por el Ayuntamiento de la ciudad.


Al ser la sede de una institución en plena actividad el Palau Centelles no se puede visitar. Aún así cabe la posibilidad de que cuando paséis por delante la puerta de acceso (en la Baixada de Sant Miquel 8) se encuentre abierta, así que os sugerimos que preguntéis al guarda de seguridad si os permite acceder un momento al patio interior para hechar un vistazo, algo que a nosotros nos funcionó.

Sólo entrar se accede al vestíbulo en el que a ambos lados se localizan dos pequeñas porterías. Pasado el vestíbulo se llega al patio interior, originario del siglo XVI, que, pese a no tener unas dimensiones excesivamente grandes, se encuentra magníficamente decorado, destacando diferentes detalles escultóricos y elementos ornamentales, muchos de ellos originarias de las reformas de los siglos XVIII y XIX. Otro elemento visible a simple vista es el de la escalera, común en casi todos los edificios nobles de la época, que da acceso a la planta noble del edificio. Los ventanales del patio son de estilo gótico tardío y al igual que las puertas también muestran decoraciones en piedra.

RECOMENDACIÓN
Si queréis visitar el interior del Palau Centelles os recomendamos estar atentos a la celebración de l’Ou Com Balla el día del Corpus Christi y al 48HOpenHouseBCN ya que en ambos casos se suele programar una jornada de puertas abiertas.

Mapa


Mapa más grande

Dirección

Baixada de Sant Miquel 8, Barcelona.

Horario de visita

El interior del palacio no se puede visitar salvo contadas excepciones.

¿Cómo llegar?

Metro: Jaume I (línea 4) y Liceu (línea 3).

Autobuses: líneas 14, 17, 19, 40, 45, 59 120 y autobús turístico.

Lugares próximos de interés

Ayuntamiento de Barcelona
Palau de la Generalitat
Plaza del Rey
Catedral de Barcelona
Museo Frederic Marès

Favoritos
TripUniq ES

Newsletter irBarcelona


Síguenos

Pinterest
BDTECHIE